José Luis Castillo Alva se defiende: «Un grave atropello a mi honor y una grosera equivocación» [caso «Cuellos Blancos del Puerto»]

El reconocido penalista José Luis Castillo Alva salió al frente luego de que el programa periodístico «Beto a saber» de ATV lo signara como uno de los miembros de la banda denominada «Cuellos Blanco del Puerto». A continuación compartimos lo que dijo en su cuenta oficial de Facebook.

El día jueves 12 de julio del 2018 tanto en la Revista “Caretas” como en el programa “Beto a saber” de ATV se ha propalado una incalificable e ignominiosa difamación en mi contra al vincularme, de manera falsa y sin prueba alguna, a una organización criminal llamada “Cuellos Blanco del Puerto”. Ante tan graves como intolerables afirmaciones debo señalar que:

Lea también: Juez César Hinostroza Pariachi no podrá salir del país

1. Quienes me conocen y saben de mi formación personal y profesional saben del esfuerzo, dedicación y absoluta responsabilidad con la que enfrento la vida y la profesión de abogado litigante desde hace más de 15 años.

2. En mi vida personal y profesional nunca he cometido una infracción y menos delito alguno y, por tanto, no puedo pertenecer a una supuesta organización delictiva. Siempre me he conducido dentro de los parámetros éticos y de la legalidad que manda el ejercicio de nuestra profesión y el Código de Ética del abogado. Nunca siquiera he sido sancionado por una multa de tránsito o por una conducta procesal maliciosa. No tengo antecedentes policiales, penales o de otro orden. No registro en la Policía ni en el Ministerio Público a la fecha una sola denuncia ni menos alguien me ha formulado siquiera una demanda civil, laboral o de otro orden.

Para obtener más información clic sobre la imagen. En el desarrollo del curso también resolveremos los exámenes del Consejo Nacional de la Magistratura sobre teoría del delito.

Lea también: ¡Oficial!: Publican Ley que modifica el Código Penal y el Código de los Niños y Adolescentes [13|07|2018]

3. En el caso de la investigación del llamado caso “Cuellos Blanco del Puerto” que se ha construido básicamente sobre escuchas telefónicas autorizadas NUNCA, repito NUNCA, la Policía Nacional pidió la interceptación de mi único número telefónico que como todos saben es el 995006100.

4. La fiscalía NUNCA le solicitó al juez de la investigación preparatoria la intervención de mis comunicaciones ni le señaló que mi persona haya estado vinculado a alguna actividad ilegal y menos a la comisión de un hecho delictivo, por tanto, el juez nunca autorizó alguna escucha telefónica de mi número celular o de alguna línea fija personal o de mi despacho de abogados.

Lea también: #AudiosCNM: Juez que ordenó levantar el secreto de las comunicaciones explica sus razones

5. A diferencia de lo que ocurre con las demás personas involucradas –a quienes les asiste, por supuesto, la presunción de inocencia– ni la Policía ni la Fiscalía me consideraron como una persona relevante para intervenir mis teléfonos, fijos o celulares. ¿Por qué si a todos los supuestos miembros de la organización criminal denominada “Cuellos Blanco del Puerto” les interceptaron sus teléfonos no lo hicieron también conmigo? Pregunto, ¿en mí caso se olvidaron de pedir la intervención de mis comunicaciones o estamos ante un claro acto de abuso al sostener que soy parte de una asociación delictiva?

6. La única respuesta que encuentro a tan increíble proceder y actuación es que la Policía Nacional cree haber encontrado en las escuchas y actas de la interceptación telefónica un número celular relacionado a mí el N° 993686608 y con plena convicción cree que soy titular de dicha línea celular en la que se registra una conversación entre Jeanfranco, Walter y un tal José Luis (a) Pepe Lucho el 17 de febrero del 2017.

Lea también: Corte del Callao: Remueven a cinco funcionarios de confianza de Walter Ríos

7. En dicha conversación se puede identificar que el señor Jeanfranco Paredes llevaba a entregar a un tal “Pepelucho” un documento (se entiende un documento judicial) por encargo de su Jefe. En el contexto de la conversación se puede escuchar y leer que hablan “estar cerca al Pentagonito”, “de la dirección de una casa que es Manuel (…..) 1084” y que “uno de los interlocutores es Ingeniero”.

8. Luego de una investigación de mi defensa (en la que han intervenido muchos investigadores profesionales y abogados de primer nivel) de manera firme y categórica puedo afirmar que:

Lea también: ¡Atención! Estos son los integrantes de la comisión de reforma del sistema de justicia

– El teléfono celular N° 993686608 es utilizado por el señor José Luis Cavassa Roncalla, tal como se puede comprobar del escrito presentado por esta persona a una institución pública (Consejo Nacional de la Magistratura) el día 20 de junio a las 9.14 am. En dicho escrito el señor José Luis Cavassa Roncalla de su puño y letra y con un lapicero color azul escribe su DNI N° 06745790 (que corresponde a su ficha Reniec), precisa su domicilio, señala su correo electrónico y, en la parte final del escrito, de manera voluntaria y de su puño gráfico anota su número celular de contacto que es (¡¡¡¡¡oh sorpresa!!!!) el 993686608.
– No se sabe si el número celular 993686608 está a nombre del señor José Luis Cavassa Roncalla -y si así se encuentra registrado en una compañía telefónica-, lo que sí queda claro y está sobradamente probado que el señor José Luis Cavassa Roncalla afirma y reconoce ser usuario de dicho número, pues por algo lo registra y proporciona voluntariamente cuando presenta su escrito al Consejo Nacional de la Magistratura.
– Asimismo, en la conversación el señor José Luis Cavassa Roncalla le recuerda la dirección a su interlocutor señalándole que es Manuel (inaudible …..) 1084 que es la dirección (Manuel Holguín) que justamente consigna como su domicilio en su ficha RENIEC, figura en su DNI y es también la dirección que aporta en el escrito presentado al Consejo Nacional de la magistratura el 20 de junio del 2018.
– Asimismo, en el diálogo entre los interlocutores se señala que el identificado como Pepe Lucho es Ingeniero, profesión que justamente ostenta y desarrolla de manera pública José Luis Cavassa Roncalla.
– También se alude a que una de las personas (Jeanfranco) “se va quedar con la boca abierta” cuando se sepa quién es él (Pepe Lucho). De la difusión de los audios efectuadas por el portal IDL se puede observar que en el primer audio que apareció a la luz pública se hace expresa referencia al señor José Luis Cavassa Roncalla como una hombre poderoso y muy ligado a los consejeros Guido Águila, Iván Noguera y al consejero Julio Gutiérrez Pebe.

9. La Fiscalía en su oportunidad solicitó el levantamiento del secreto de las comunicaciones del celular N° 993686608. Sin embargo, el juzgado de investigación preparatoria de la Corte Superior de Justicia del Callao no accedió ni autorizó el pedido.

Lea también: ¡Oficial!: Publican Ley que modifica el Código Penal y el Código de los Niños y Adolescentes [13|07|2018]

10. Lo grave de este caso es que se me hacer ver y se me presenta como parte de una supuesta organización criminal sin haber realizado acto delictivo alguno y debido a que se me confunde con una persona claramente identificada y que, por cierto, paradójicamente no se encuentra incorporada en la investigación por que se cree que soy yo el titular del celular N° 993686608.

11. El hecho de que mi nombre sea José Luis y se me puede llamar “Pepe Lucho” no quiere decir que sea ni titular, ni usuario del celular N° 993686608, que como se ha probado pertenece a una persona determinada: José Luis Cavassa Roncalla y que está comprometido con la recepción de un documento (judicial).

12. Como abogado defensor me apersoné hace dos días a la fiscalía, he solicitado se me tome la declaración y luego de presentar toda la documentación pertinente pedí que se corrija el grosero error en el que se ha incurrido por las consecuencias devastadoras a mi honor y reputación.

13. Asimismo, he solicitado que haya una diligencia de escucha y cotejo de voz (y de ser necesario una pericia) del diálogo registrado el 17 de febrero del 2018 en la que fácilmente se puede determinar que la voz de los interlocutores (José Luis Cavassa Roncalla y Jeanfranco) no corresponde en absoluto a mi persona. Asimismo, he solicitado que se tome la declaración del señor Walter Ríos Montalvo y el señor Jeanfranco Parades para que puedan precisar con que persona conversaban a las 8 pm del día 17 de febrero del 2018 y si dicha persona es el señor José Luis Cavassa Roncalla o José Luis Castillo Alva.

Lea también: ¡Oficial!: Publican Ley que modifica el Código Penal y el Código de los Niños y Adolescentes [13|07|2018]

14. Debo señalar que en la Corte Superior de Justicia del Callao he patrocinado tres casos: el caso TECC que tiene como imputado al señor Félix Moreno Caballero, el caso del señor Jorge Villareal Reyes y un hábeas corpus.

– En el caso de la investigación fiscal del caso TECC se encuentra lamentablemente paralizada por más de 15 meses (desde abril del 2017) en virtud de la decisión de la Fiscalía Supraprovincial Corporativa especializadas en delitos de corrupción de funcionarios -4to despacho- debido a que está pendiente de resolverse una casación planteada por la Procuraduría Anticorrupción y que se encuentra en la Primera Sala penal Transitoria de la Corte Suprema con el número de registro 743-2018. Dicho caso fue conocido por el magistrado Cerapio Roque Huamancondor. El mejor testigo de nuestro comportamiento procesal en el ejercicio de la defensa profesional es el señor Juez el Dr. Cerapio Roque Huamancondor, quien puede dar fe de la clase de defensa y litigio que utilizamos cuando defendemos los casos.
– En el Expediente Nº 02781-2013 que se sigue en el Primer Juzgado Unipersonal del Callao en el que se impuso cinco años de pena privativa de libertad a mi patrocinado Jorge Villareal Ruiz tal como se acredita con el escrito de fundamentación de Apelación de sentencia condenatoria que condena a Jorge Fernando Villarreal Ruiz, como cómplice primario del delito de peculado, a 5 años de pena privativa de libertad.
– La demanda de habeas corpus fue declarada fundada por unanimidad por la Tercera Sala Penal de apelaciones de la Corte Superior de Justicia del Callao en el año 2013. En dicho fallo no integró la Sala el Dr. Walter Ríos Montalvo.

15. En ningún caso se puede afirmar que he cometido algún acto ilegal, delictivo o siquiera indelicado con algún funcionario público y menos con algún miembro del Poder Judicial (juez o personal administrativo alguno). Pido que se llame a declarar a todos los jueces del Callao que han conocido los casos que se mencionan y que podrán dar fe de mi comportamiento íntegro y de carácter ético.