José Domingo Pérez, el fiscal que puso en jaque al fujimorismo [PERFIL]

El actual fiscal de lavado de activos posee una trayectoria que vale la pena revisar

Indudablemente, el fiscal José Domingo Pérez se viene haciendo un nombre en el imaginario popular. Su participación en el proceso que se le sigue a Keiko Fujimori y otros implicados, ha visibilizado un trabajo fiscal dedicado y escrupuloso. La ciudadanía parece reconocer ello en las redes sociales, donde le envían permanentes mensajes de apoyo. Lo cierto es que el actual fiscal de lavado de activos posee una trayectoria que vale la pena revisar.

Lea también: ¿Falta de temperamento del abogado de Fuerza Popular frente al fiscal José Domingo Pérez?

José Domingo Pérez Gómez nació en Arequipa el 15 de diciembre de 1976 (41 años), estudió en el colegio La Salle de la misma ciudad. Sus iniciales estudios superiores los realizó en la Universidad Católica de Santa María, se licenció como abogado el año 2000. Realizó estudios de maestría en Derecho Constitucional por su propia alma máter. Asimismo, según la Sunedu, es magíster en Gestión Pública por la Universidad ESAN.

Su labor fiscal inició en el año 2005 como fiscal adjunto titular en la Fiscalía Provincial de Maynas (Loreto). Seguiría cumpliendo la misma labor en las sedes del Ministerio Público en La Libertad y Lima; hasta que asumió el cargo de fiscal provincial penal corporativo de la provincia de Mariscal Nieto, en Moquegua. Ahí estuvo a cargo de las investigaciones del «Moqueguazo», manifestación popular que paralizó las actividades en esa región. En el 2010, archivó una denuncia contra Keiko Fujimori, alegando el principio Ne bis in ídem.

Lea también: [VÍDEO] Colaboración eficaz en los delitos de corrupción de funcionarios, por José Domingo Pérez Gómez

Posteriormente, asume como fiscal anticorrupción en Lima, donde estuvo a cargo de las investigaciones sobre el empresario Fortunato Canaán y Rómulo León Alegría por el conocido caso de los Petroaudios, escándalo que comprometió al gobierno de Alan García. Para ellos pidió 5 años y cuatro meses de prisión. Más adelante, como fiscal titular, también asumió las investigaciones sobre el contrato de Línea Amarilla y el caso Chinchero, por la adenda suscrita por el gobierno para la construcción del aeropuerto de Chinchero.

En el 2013, fue cesado como fiscal coordinador anticorrupción por el fiscal de la Nación de aquel entonces, José Peláez Bardales. Además, le iniciaron un proceso por enriquecimiento ilícito. Casualmente, esta denuncia coincide con la investigación que involucraba a la gerencia del Ministerio Público con el pago de cupos para otorgar licitaciones. Como parte de esa investigación, decidió citar a Fernando Lazo, jefe de ese despacho; luego de haber sido señalado por un cómplice. Semanas después, sería cesado.

Lea también: ¿Cometió el fiscal José Domingo Pérez «apología al terrorismo»?

José Domingo Pérez, como fiscal anticorrupción, fue destacado en 2017 a la Fiscalía de Lavado de Activos. Ese año fue convocado para ser parte del equipo especial que investigar el caso Lava Jato, que dirige el fiscal Rafael Vela Barba. Al respecto declaró que el jefe de la Unidad de Cooperación Internacional de la Fiscalía, Alonso Peña Cabrera, lo presionó para que no pregunte por Alan García y solo por Keiko Fujimori a Jorge Barata en Brasil. Además, confesó que Pablo Sánchez le dijo: «no sabes con quién te has metido».

Algo parecido también le diría Luz Salgado durante la ejecución de un allanamiento al local de Fuerza Popular: «Este un partido político, mi estimado, no se está metiendo usted con cualquier…». Su público enfrentamiento con el actual fiscal de la Nación, Pedro Chávarry, también le ha generado una serie de problemas. Recientemente, se supo que la fiscal superior Lourdes Téllez le había solicitado un informe sobre la designación de su esposa como funcionaria de confianza en el Ministerio de Economía.

Lea también: Keiko Fujimori: frases que nos dejó el segundo día de la audiencia de prisión preventiva

Actualmente tiene bajo su cargo las investigaciones sobre el caso Odebrecht que pesan contra los expresidentes Alejandro Toledo, Alan García y Pedro Pablo Kuczynski, quienes habrían recibido coimas a cambio de favorecer a dicha empresa. Asimismo, es el fiscal del caso de Keiko Fujimori y el partido Fuerza Popular. La principal tesis fiscal se sostiene en que dicho partido político se infiltró una organización criminal que se dedicaba a lavar dinero de origen ilegal.