El curioso caso del hombre que se siente dálmata y pide ser reconocido como «transespecie»

¿Por qué?, pregunta el entrevistador. Él le responde que es una forma de escapar de su vida, del día a día. Tom Peters o “Spot”, un hombre de 32 años o un dálmata de 5 meses. A simple vista es un hombre disfrazado de un perro, sin embargo él desea ser reconocido como transespecie.

Peters, nacido en Reino Unido, acudió al programa de televisión “This Morning”, donde dio a conocerse al mundo. Vestido de pies a cabeza con un traje de dálmata y a “cuatro patas” ingresó al set para contar su historia.

Él explica que “Spot” es su alter ego y que este le permite vivir la vida de un cachorro, y disfrutar de cosas simples en la vida. “Tu mente pasa directamente a ser un cachorro. Ignoras lo que sucede a tu alrededor”.

Fue llevado por su expareja Rachel, con quien tenía planes de contraer matrimonio. Ella lo apoya. Pese a todo siguen siendo amigos. Rachel contó que se separaron en 2008, al principio le costó aceptar el hecho de que se reuniera con otros “cachorros”.

No siempre se comporta como perro; sin embargo, ama sentirse uno.

“Nos separamos en 2008. Entonces no tenía el traje, le gustaban más la licra y ese tipo de cosas. Aceptaba lo de la licra, pero él estaba saliendo con otros cachorros de ideas afines. Simplemente no podía entenderlo”.

“Estoy orgullosa de él por ser fiel a sí mismo. Lo extraño, por eso estamos más cerca que nunca”, agregó Rachel.

Ante la pregunta de si su estilo de vida tiene que ver con un aspecto sexual, él dijo que no. “No es algo sexual, es solo escapismo. Para alejarme del dinero y del agitado estilo de vida que tenemos”.

¿Qué es un transepecie?

Son personas que consideran que están atrapados en un cuerpo humano cuando en realidad pertenecen a otra especie. En redes sociales, donde estas personas han construido una comunidad para compartir experiencias, señalan que atraviesan experiencias que los hacen sentir no humanos y que su entorno los señala como personas con problemas mentales o de comportamiento.

No hay un término científico para definirlos, aunque psicológicamente se les señala como personas con disforia: no sienten como propio su estado físico, no a modo de una enfermedad mental, sino como un malestar con respecto a su condición.